Despertar... ¡Jamás!

Despertar…. ¡Jamás!

No puedo dejar de pensar,
siempre te recuerdo,
si pudiera expresar
cuánto te quiero.

Te imagino por doquier,
en cada rosa,
en cada flor,
en lo golondrina que pasa,
en el pájaro que canta.

Si esto es fantasía
no me gustaría despertar,
porque comencé a amar
desde el primer día
en que te oí cantar.


José M. Monjo
Publicar un comentario